Administración de redes.

Actualmente, la tendencia de la comunidad industrial depende cada día mas de los Sistemas de Información (SI) y su función interna va de la mano con la toma de decisiones, por otro lado, su función hacia el exterior, ya sea para el envío de información fuera de planta, depende directamente de servicios de internet, sin embargo, para que estas partes interactúen entre si, es necesario del recurso llamado red.

¿Qué implica la administración de redes?

Para poder brindar una definición mas concreta, nos basaremos en un modelo creado por la Organización Internacional de Estándares (ISO), la cual define las 5 áreas o fases que deben emplearse para los sistemas de administración de redes.

1. Administración del Desempeño (Performance Management).

Esta parte se encarga de monitorear y medir el rendimiento, funcionamiento y utilización de la red, con estos puntos se efectuaría el propósito de mantener a niveles óptimos los servicios que se encuentren disponibles y sus efectos de operación en nuestra planta.

Para lograr este objetivo las tareas se dividen en tres fases:

  • Los datos son recopilados en variables de interés, conteniendo la información requerida por el usuario
  • Los datos recopilados son analizados para definir medias o puntos base de las variables
  • Se definen rangos de rendimiento a las variables mas destacadas, de tal manera que si sobrepasan los limites asignados, será indicador de atención para dicha variable

2. Administración de la Configuración (Configuration Management).

Se encarga de los aspectos de configuración de los dispositivos que se encuentran dentro de la red, tales como los archivos de configuración, softwares de administración y la definición de su almacenamiento.

3. Administración de la Contabilidad (Accounting Management).

Se encarga de reportar la información de actividad de cada recurso en la red. Como acción principal, tiene la tarea de recolectar las mediciones de utilización de cada componente en la red, para generar el análisis de sus actividades, con estos datos se planearían requerimientos o actualizaciones de cada elemento, así como la determinación de sus funciones para definir si son o no las mas adecuadas.

4. Administración de Fallas (Fault Management).

Se encarga de la detección, registro, notificación y corrección de fallas, de los recursos que se encuentran en la red afectando la infraestructura.
El proceso inicia, desde la detección y determinación de síntomas, hasta el registro y solución de estos mismos.

5. Administración de Seguridad (Security Management).

Controla el acceso de cualquier recurso en la Red, siguiendo políticas establecidas, con la finalidad de evitar acciones maliciosas y asegurar la confidencialidad en la que recaiga.

Las funciones principales son las de identificar los recursos sensibles y críticos en la red, monitorear accesos, registros, y cualquier incidencia que requiera interactuar física o digitalmente.