En temas de gestión de la calidad y del mantenimiento de instrumentos se manejan términos como “Calibración” y “Verificación”, sin embargo, usted tiene claridad sobre ambos conceptos ? sabe exactamente qué servicio realizar conforme a sus requerimientos ?

Por un lado, el término más conocido es “calibración”, con la calibración evaluamos el desempeño metrológico de los instrumentos de medición, es decir, evaluamos el error de medición o exactitud del equipo y la repetibilidad de las mediciones, esto se logra gracias al proceso de comparar la medición del instrumento de planta contra un instrumento patrón el cuál debe tener evidencia de su trazabilidad a estándares nacionales o internacionales y se entrega al final un certificado de calibración.

Por otro lado, la “verificación” consiste en evaluar el desempeño funcional de los instrumentos de medición, es decir, básicamente definir si el instrumento funciona o no funciona sin embargo esto no significa que el instrumento mida con la exactitud y repetibilidad requerida para el proceso. La verificación debe realizarse con algún instrumento o equipo con trazabilidad demostrada y al final de entrega un Reporte de Verificación.

En la norma ISO 9000 especifica que los instrumentos de medición deben ser calibrados o verificados contra un estándar trazable, sin embargo, esto no significa que solamente verificando el instrumento garanticemos su correcta operación, todo depende de la criticidad del instrumento en términos de su aporte o afectación a la calidad del producto, seguridad de los procesos y efectos que pudiera tener en la planta en caso de falla así como requerimientos de su sistema de gestión de la calidad y certificaciones externas.

Por ende, es importante analizar cual es el servicio que realmente se necesita realizar a los instrumentos de medición.

ECN Automation puede asesorarle en definir el servicio correcto para sus instrumentos y ofrecer servicios bajo demanda o basados en una Póliza de Servicios.